Postales de un verano por venir

arqueros ciegos apuntando desde el pasado
***
La distancia entre el ojo y el vacío.

 

(Pilar Fraile Amador)

 

Sólo el clamor: roce de agua que al filo de la noche emprende un cauce nuevo.

Ser no consciente.

Hola cuerpo cariz triste envergadura de los hombres que no dan el paso y casi aman.

Oficio de ladrones.       Ronquido  temblor  ave  rasgueo.

Pero la guitarra es mujer y no teme a la oscuridad.

Nosotros y la arena de nosotros.      Su simiente.

Cantamos animales de interior.

Ella volverá del viaje y dormirá en una cama no escogida.

Entonces será el taladro y dirá cuerpos  pronunciará paisajes

y no habrá dónde volver sin pertenencias.

Intuyo el relieve de los días antes de habitar el deseo.

Alguien dibuja en mi rostro un rostro imaginado.

El verano cruje en la última línea de una postal por venir.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s